Agroveterinaria Martín Pescador

Belgrano 2749
(8300) Neuquén
Patagonia Argentina
Tel.: (+54 299) 446 8222


Usuarios Registrados

Usuario: Contraseña: Crear una cuenta
Solicitar nueva contraseña

Usuarios en línea

En este momento hay 0 usuarios y 36 invitados en línea.

Usuarios nuevos

  • albazv60
  • eqrljxgg84
  • yoxpjhso45
  • dsecnrat13
  • khkkvipw55

Mascoterapia

¿Qué es la Zooterapia?

La Zooterapia (Terapia Asistida o Facilitada por Animales) permite crear un dispositivo terapéutico específico, basado en la interacción entre animales y seres humanos. Esta interacción ayuda al proceso de rehabilitación y mejora la calidad de vida de la persona. En el contacto con animales además, se encuentra una fuente inagotable de estímulos.

Los efectos terapéuticos que los animales pueden tener en todos y cada uno de los ámbitos de la vida de los seres humanos son realmente asombrosos y se pueden corroborar en los resultados que se obtienen. Lo sorprendente radica en que los logros se obtienen en un menor tiempo que en una terapia o tratamiento convencional.

Entonces al hablar de animales no sólo pensamos en perros y gatos, sino que además incluimos a los caballos, los delfines y los animales de granja; como las aves de corral, los cerdos, las ovejas, etc.

Los animales que intervienen son denominados "Coterapeutas". Hoy en día los perros y los caballos son los coterapeutas más conocidos.

La Zooterapia. no se puede encuadrar dentro de los distintos estilos de terapias que se conocen, como por ejemplo la Terapia Conductual, Cognitiva o el Psicoanálisis. Si bien comparte algunos aspectos con las mencionadas, no se la puede reducir a ninguna de ellas, ya que en mi opinión, las excede. Y digo que las excede ya que en Zooterapia no es sólo el terapeuta el que opera a través de su práctica profesional, también contamos con los animales, nuestros coterapeutas. Ellos forman parte importante de las sesiones, en principio, a través de la interacción animal-paciente el terapeuta obtiene la información necesaria acerca del paciente y programa posteriores actividades para alcanzar los resultados propuestos.

Las actividades que componen la Zooterapia se diseñan de acuerdo a la problemática de cada paciente en particular y se desarrollan en un tiempo determinado. Estas actividades, que se basan mayormente en el juego y se complementan con caminatas al lado del perro, serán más de carácter activo o más pasivo de acuerdo al caso.

La interacción con un animal, sobretodo con un perro, implica una estrecha relación de afecto. Se sabe que los animales son incondicionales a los seres humanos, pueden estar jugando horas o escuchando a una persona sin discriminar ni formar juicios de valor. Cabe destacar que en esta relación animal-paciente no existe la frustración.

Muchos testimonios confirman que tener un perro o un gato ayuda a una persona por el mero hecho de estar presente.
Es así como no cabe duda de cuán eficientes coterapeutas son los animales.


¿Quiénes la practican?

En Zooterapia trabajan en equipo tanto personas (terapeutas) como animales (coterapeutas).

Aquellas personas que deseen llevar a cabo este tipo de terapia deberán ser profesionales relacionados al área de la salud: Psicólogos, Terapistas Ocupacionales, Kinesiólogos, Psiquiatras y Médicos en general que posean un espíritu ecologista y sientan un afecto especial por los animales. La presencia de un Médico Veterinario en el equipo es imprescindible para la salud y el cuidado de los animales, tanto en lo que hace a lo físico como a lo psíquico. Un Adiestrador y un Etólogo también son necesarios para formar el equipo interdisciplinario.

Lamentablemente en nuestro país contamos con escasa formación en lo que hace a la Zooterapia, por lo tanto, las personas que quieran comenzar a desarrollar esta terapia deben poseer muchas ganas de aprender día a día y de superarse a través de cada descubrimiento que pueda hacerse en la práctica. Sin lugar a dudas es la práctica la que nos ofrecerá el más rico material, además de la continua búsqueda de información.


¿Qué clase de animales se utilizan?

Anteriormente se aclaró que se puede trabajar con caballos, delfines y animales de granja, pero sin lugar a dudas, el perro es el animal que presenta las mejores condiciones para desarrollar las actividades de la Zooterapia.

El animal ideal es el perro debido a sus características, a saber: su incondicionalidad hacia las personas, su fidelidad, su facilidad para aprender, su predisposición a la obediencia, y por el cariño que brinda entre otras cosas. Un perro jamás hará diferencias por edades, por capacidades físicas o psíquicas, por como luce la persona, en cambio siempre entregará todo su afecto. Nunca una persona se sentirá frustración en la relación con un perro.

Cualquier perro puede ser coterapeuta, siempre y cuando cumpla con los requisitos que se necesitan para desarrollar las actividades comprendidas en la Zooterapia. No es necesario que sea de raza, pero debemos asegurarnos que el "trabajar de coterapeuta", no dañará al animal, vale decir, que para éste llevar a cabo esta terapia sea una actividad placentera. Es entonces aquí donde nos encontramos con un primer requisito, el animal debe ser muy dinámico; que la cuota de ejercicio diaria sea satisfecha.


¿Cuáles son los objetivos de la Zooterapia?

Si bien existen objetivos generales, éstos se relacionarán en cada caso individual. Se examinará la patología, la personalidad, las necesidades del paciente y se delinearán los objetivos que se intentarán alcanzar a través del trabajo y la relación con los animales. Los progresos que se presenten serán medidos a través de un registro que se basa fundamentalmente en la observación.

Esta terapia no pretende ser el único tratamiento, de hecho se la presenta como un muy buen complemento de los tratamientos médicos o psicológicos tradicionales.

Hechas las anteriores aclaraciones, podemos enumerar los objetivos que se persiguen en la Terapia Asistida por Animales:

* Físicos: disminución de la presión arterial, mejoramiento de las destrezas motoras y mayor dominio corporal.
* Psíquicos o Mentales: incremento de la autoestima, reducción de los niveles de: ansiedad, depresión y estrés.
* Sociales: mejora en las relaciones sociales, mayor conciencia sobre el otro, mayor interacción con el mundo exterior.
* Educativos: mejoramiento de la comunicación verbal y no verbal, incremento de la capacidad de memoria, aumento de la atención.
* Emotivos: mejor expresión y control de los sentimientos.

De acuerdo a estos objetivos, los resultados se traducen en:

* La mejora de la salud cardiovascular.
* La facilitación para la relajación.
* El desarrollo del sentimiento de utilidad.
* El descubrimiento del significado y la importancia de la comunicación no verbal.
* La estimulación de la actividad física y mental.
* Una mejor integración en interacción social.
* La reducción de la ansiedad.
* La reducción del estrés.
* La estimulación del sentido de responsabilidad.
* Aumento de la autoestima.
* Mejora de las capacidades y destrezas motrices.
* Mayor control y mejor expresión de los sentimientos.
* Desarrollo del lenguaje.

El contacto con los animales se basa en una relación de afecto en el cual predomina la comunicación no verbal. En esta interacción animal-paciente encontramos un ambiente relajado, un lugar de contacto con la naturaleza que establece el marco ideal para que los resultados puedan ser alcanzados.


Mejora tu calidad de vida

Una de las terapias más importantes dentro de lo que es la geriatría es el tratamiento con las mascotas (mascoterápia).

La relevancia que cobra la mascoterapia es lo que hace el animal en beneficio del adulto mayor, En términos reales la mascoterapia, se realiza a través de cualquier animal.

Muchas veces el adulto mayor queda solo en su hogar, los hijos ya se fueron, se casaron, están en otro país, la pareja ha muerto o simplemente lo han abandonado; es allí donde surge la necesidad de encontrar una actividad con la cual ellos sientan una dependencia y mejor si es mutua, como lo es tener una mascotas.

Además, estudios recientes han demostrado que al tener el adulto mayor plenitud con una mascota se producen endorfinas y antioxidantes que sirven para que su sistema inmunológico se fortalezca, le previene de enfermedades, mejora su capacidad para recordar eventos, retarda la aparición del envejecimiento e inclusive eleva la autoestima.

Dependiendo del lugar donde viva el adulto mayor y de su condición física, así debe de ser la mascota que se escoja. Si el geronte tiene una condición muy frágil o tiene muchos problemas motores (de movimiento), no se debe escoger una mascota grande, ni muy joven porque todavía está muy juguetona, en estos casos es mejor un animal pequeño y entrenado con cierta madurez, porque es más fácil lidiar con él en todo aspecto y se corre menos riesgos de accidente.

En caso de animales con pelo, hay que tener cuidado con ellos porque pueden producir ácaros, es por ello, que se recomienda mascotas con poca vellosidad o que no se les caiga con facilidad, de lo contrario, tendrá que invertir en un servicio de peluquería.
La mascota más recomendada es el perro.

Preferiblemente escoja razas que no sean agresivas, fáciles de entrenar y cuya docilidad esté comprobada, no importa si son grandes o pequeños, eso depende del gusto y las necesidades del cliente. Es muy importante que el cachorro desde el momento del parto, el destete y todos los cambios que se produzcan en la primera etapa de crecimiento se realice en forma gradual, con respeto e individualizada para cada individuo de la misma lechigada o camada.


LOS MEJORES CANICHES. CHIHUAHUAS

Nuestros cachorros se disferencian pòr ser seleccionados geneticamente deacuerdo a su temperamento conducta y salud, por ese motivo y por el tratamiento que se realizan en la crianza terapeutica son los mas solicitados.

En perros se recomiendan el CANICHE TOY, Labrador, Pastor Alemán, Golden Retriever y El Viejo Pastor Inglés y en chicos están el y el Americano, el Yorkshire Terrier, el MINI CANICHE Poodle, el Schnauzer y, el CHIHUAHUA con o sin pelo entre otros. Los gatos son animales muy higiénicos, afectuosos, sanos, requieren de poco mantenimiento y son bastante independientes.

En cuanto a las tortugas lo principal es tener cuidado cuando se manipulan sus heces, por que el adulto mayor se puede contagiar de salmonela, por lo demás están bien.

Con las aves como loros, pericos y otras en general, hay que tener cuidado con las las bacterias que se alojan en sus desechos, con los piojos y una especie de caspa que despiden de su cuerpo algunas de ellas, porque pueden ser foco de alergias.

Tener una mascota cuando se es un adulto mayor, ya no es una obligación, se hace por placer, porque se siente que el animal lo necesita y se crea un lazo de dependencia mutua, lo cual es muy beneficioso para la salud.

© Copyright 2017 Agroveterinaria Martín Pescador. Todos los derechos reservados.
Belgrano 2749 - Neuquén Capital - Patagonia Argentina - Tel. (+54 299) 446 8222
Sitio diseñado e implementado por: Dataneu Argentina